vitamin-c-food

08 Jun ¿Como alimentar nuestra piel?

La piel nos protege no sólo de infecciones como barrera física, sino también de agresiones diversas además de funcionar como un órgano excretor (otro riñón) por el cual se eliminan sustancias de desecho a través del sudor.

Así pues, es un órgano vital en cuanto a sus funciones de:

  • Protección.
  • Termo-regulación.
  • Secreción.
  • Eliminación.
  • Sensación.

Es por lo tanto necesario cuidar nuestra piel como se merece y sobre todo evitar el dañarla en exceso. La prevención, nutrición y reparación serán fundamentales especialmente en épocas de mucho sol-frío, además de otros factores como son el tabaco, la polución, la radiación ultravioleta, el estrés, insomnio, el uso continuo de medicamentos y por supuesto, una dieta pobre en vitaminas y minerales.

Y es que la forma en que vivimos es lo que más define los años de nuestra piel.

Por ello es importante proteger y mantener el equilibrio del manto hidro-lipídico natural de la piel favoreciendo una buena higiene intestinal, corporal y facial sin abusar de tratamientos agresivos, y aportando una alimentación limpia, libre de contaminantes.

Y es que la salud y belleza de nuestra piel empiezan desde dentro hacia fuera, estando íntimamente ligadas al sistema digestivo e inmunitario, y a los nutrientes que reciben nuestras células. Los beneficios ciertas vitaminas y minerales han sido probados con éxito y sabemos que potencian los mecanismos de autoprotección y reparación de nuestra dermis.

Nuestro aliados *

Vitamina E: protege la membrana celular, estabiliza los radicales libres, aumenta el flujo sanguíneo mejorando la estabilidad de la piel, ejerce de protector natural contra los rayos ultravioleta.

Vitamina A-Betacaroteno: protege de las radiaciones solares y estimula la regeneración celular y producción de colágeno.

Vitamina C: principal antioxidante de la sangre, mejora la textura de la piel, estimula el colágeno y reduce las manchas.

Bioflavonoides: eliminan radicales libres y protegen la pared venosa; son pigmentos vegetales conocidos como antocianósidos, resveratrol y viniferina y luteína (caléndula) entre otros.

Azufre: favorece una buena función hepática y mejora la pigmentación de la piel que se pigmenta mal en ausencia de azufre.

Silicio: resulta fundamental en la biosíntesis del colágeno, de modo que su carencia produce estrías por pérdida de elasticidad de los tejidos, arrugas y envejecimiento prematuro de la piel.

Zinc: participa junto a la vitamina A en la regeneración del tejido cutáneo, en la síntesis del colágeno y la elastina, componentes importantes del tejido conjuntivo de la piel encargadas de proporcionar elasticidad y tonicidad a la dermis.

Alimentos estrella:

  • Crucíferas, vegetales de hoja verde, ajo, cebolla, rúcula, vinagre de manzana crudo y fermentados, bayas rojas, uva, cítricos, perejil, aguacate, coco, algas, zanahoria, apio, pepino.
  • Los aminoácidos y lípidos tan importantes para nuestra piel presentes en semillas oleaginosas, frutos secos, polen, levadura de cerveza, leguminosas y cereales integrales sin gluten
  • Agua , agua de coco e infusiones de bardana y cola de caballo.

A evitar/ limitar: embutidos, azúcares y aceites refinados, repostería industrial, procesados ricos en aditivos, enlatados, el abuso de cocciones superiores a 110 grados, carnes rojas grasas, cafeína y cereales refinados.

* la suplementación debe ser prescrita y supervisada por un profesional de la salud.

Artículo escrito para Bioecoactual, junio 2016 , sección Salud y Suplementos nutricionales.

Para leer el artículo en catalán, haz click aquí.

Anterior
Siguiente
No hay comentarios

Publica un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR