Ensalada de Patata y Espinacas

ensalada de patata y espinacas

Hace sol, uno cálido y de invierno, y apetece regalarse esta deliciosa Ensalada de Patata y Espinacas , con poder pre y probiótico para cuidar de nuestras defensas, microbiota y mimar el paladar!

Fácil de preparar, este plato gourmet está repleto de antioxidantes, un verdadero cóctel de minerales y vitaminas con un aporte extra de fibra, sabor y aliados de la digestión.

Los encurtidos como son las alcaparras, ayudan a preparar el sistema digestivo y dar la bienvenida a los alimentos que vamos a ingerir, el chucrut es un alimento fermentado de poder probiótico, y la patata pre-cocida y reposada tiene un efecto prebiótico. Un trío ganador para asegurar una comida feliz 🙂

Las espinacas son ricas en ácido fólico, calcio, hierro, magnesio, ideales para la salud de nuestro cabello y uñas, además de aportar pigmentos como son la clorofila y el beta-caroteno, aliados para la salud de nuestra piel y células.

Complementamos esta Ensalada de Patata y Espinacas repleta de virtudes con las granadas, cebolla morada y rábano negro, que en su defecto se puede sustituirse por los rabanitos, y aportamos crujiente, grasa de calidad y proteína gracias a las nueces, combinadas con dulce y picante para que el paladar explote de múltiples sensaciones y nosotros quedemos plenamente satisfechos.

Un arco iris que sumará felicidad al plato e intestino y que alimentará tu sonrisa para el resto del día!

Buen provecho!

Ingredientes para 2 raciones de Ensalada de Patata y Espinacas 

  • 1 patata bio troceada, previamente cocida y enfriada 24 horas en nevera
  • ½ cebolla morada bio troceada finamente
  • 3 c.soperas de alcaparras
  • ½ granada despepitada
  • 2 tazas de hojas de espinacas limpias y bio
  • 1/2 taza de chucrut no pasteurizado
  • ¼ de rábano negro bio laminado y troceado a mitades
  • 1 puñado de nueces troceadas
  • toppings: cebollino fresco troceado y pimentón dulce en polvo

Elaboración

  1. Mezclar todos los ingredientes en un bol, salvo la granada, y mezclar bien.
  2. Reservar.
  3. Combinar con la Mayonesa de cúrcuma vegana

ensalada de patata y espinacas




Mayonesa de Cúrcuma Vegana

mayonesa de curcuma vegana

Los aliños son esenciales a la hora de querer vegetalizar nuestra dieta, y por eso esta Mayonesa de cúrcuma vegana va a convertirse en tu aliada para todo plato de verduras y ensaladas♥

Alcalinizante, sin lácteos, aporta saciedad y textura gracias a los anacardos y aceite de oliva, además de una función probiótica debido al vinagre y miso sin pasteurizar , y antiinflamatoria gracias a las maravillosas y medicinales especias.

Esta Mayonesa de cúrcuma vegana es irresistible por su sabor y poder medicinal, versátil y fácl de hacer, además de aguantar fácilmente 4 días en nevera. Por lo que la puedes incluir en tu Batch cooking a partir de ya 😉

Listos para aderezarnos la vida con sabor, salud y placer? Vamos!

Para la mayonesa de cúrcuma vegana

  • ½ taza de anacardos previamente remojados 8 horas en agua
  • 3 c.soperas de agua mineral
  • zumo de medio limón
  • 2 c.soperas de aceite de oliva virgen
  • 1 c.sopera de vinagre de manzana sin pasteurizar
  • 1 c.postre de mostaza en polvo
  • 1 c.postre de jengibre en polvo
  • 1 c.postre de cúrcuma en polvo
  • pizca de pimienta negra
  • 1 c.sopera de orégano en polvo
  • 1 c.sopera de shiro miso no pasteurizado

Elaboración

  1. Verter en el vaso de la mini-batidora, los ingredientes en el orden indicado, salvo el miso.
  2. Batir hasta que quede la textura deseada, añadir el miso, y volver a batir.
  3. Servir al gusto y disfrutar!

Mayonesa de Cúrcuma Vegana




Frittata de Brócoli y Kale

frittata de brócoli y kale

Conquista tu paladar y a toda la casa, con esta Frittata de Brócoli y Kale aportando salud y placer al plato, sin complicaciones y en poco tiempo.

Esta receta lo tiene todo! Se trata de una manera deliciosa de aportar una buena cantidad de verduras al plato, junto con aromas y especias terapéuticas de acción antioxidante y antiinflammatoria, acompañadas de una proteína completa y de calidad, como es el huevo.

La frittata es similar a una tortilla, de allí su facilidad a la hora de cocinarse, y de ser muy combinable con cualquier verdura al gusto, con lo que se podrá repetir esta receta, una y otra vez, cambiando y variando las verduras como toda dieta equilibrada requiere.

Una opción ideal a tener en cuenta para las cenas en las que no queremos complicaciones, pero sí, mucho sabor y mimo terapéutico. Apta para toda la familia, es una receta que invita al compartir y disfrutar de lo bueno, aportando minerales y vitaminas como el calcio, hierro, beta-caroteno y compuestos azufrados. La cebolla y ajo son aliados de nuestras defensas, además de aportar una función prebiótica, el alimento favorito de nuestra microbiota y salud intestinal.

Pura felicidad digestiva en cada bocado!

frittata de brócoli y kale

  • Tiempo de preparación: 15 minutos
  • Tiempo de cocción: 25 minutos
  • Raciones: 4 medianas

Ingredientes para la Frittata deBrócoli y Kale

  • 1 diente de ajo pelado y prensado ( o troceado)
  • 1 cebolla morada o de Figueres pequeña, troceada
  • ½ brócoli troceado (sin tronco)
  • 1 zanahoria grande bio sin pelar y rallada
  • 3 tazas de hojas de kale (sin el tronco central)
  • 4 huevos bio
  • 125 ml de nata vegetal bio
  • 1/3 de taza de bebida vegetal al gusto
  • sal sin refinar
  • 1 c.café de pimienta negra
  • 1 c.postre de cúrcuma en polvo
  • 1 c.postre de pimentón ahumado en polvo
  • 1 c.sopera de tomillo seco
  • 1 c.sopera de romero seco
  • 1 c.sopera de chorrito de aceite de oliva virgen

Elaboración

  1. Calentar el horno a 180 grados.
  2. Blanquear las hojas de kale, colocándolas en agua caliente durante unos 3 minutos, hasta que queden ablandadas, y escurrirlas bien. Reservar.
  3. Picar, por separado, el brócoli, zanahoria y cebolla, y reservar.
  4. Batir los huevos con la nata y la bebida vegetal, y añadir un punto de sal y especias. Reservar.
  5. En la sartén, echar un chorrito de aceite de oliva, y dorar la cebolla y ajo, seguidamente del brócoli y 3 minutos más tarde, la zanahoria. Mezclar todo bien con las hierbas aromáticas.
  6. Retirar las verduras del fuego y añadirlas al bol de los huevos batidos. Remover y mezclar todo bien.
  7. Verter todo en la sartén (especial para horno) y colocarla en el horno durante 25 minutos o hasta que quede todo bien dorado.

Echar un poco de pimentón al gusto por encima, y servir!

frittata de brócoli y kale

Receta elaborada para Soycomocomo y Etselquemenges 




Espaguetis con salsa Boloñesa Vegana

salsa boloñesa vegana

Algún fan de la pasta en la sala? Pues estos Espaguetis con salsa Boloñesa Vegana van a robarte el corazón y alegrarte el fin de semana!

Su particularidad es su espectacular salsa boloñesa vegana, hecha a base de soja texturizada y acompañada de múltiples hortalizas beneficiosas para nuestra salud♥

En ésta época del año no pueden faltar la cebolla y ajo en tus platos, aliados de nuestras defensas, sobre todo si se trata del ajo fermentado, llamado ajo negro, de función probiótica, muy digestivo (indicado para los estómagos más sensibles y delicados) y altamente antioxidante! Y no, no sabe a ajo, pero prefiero que lo pruebes por ti mismo y descubras su delicado aroma!

Junto con el apio y zanahoria, estos espaguetis con salsa boloñesa vegana van a hacer que todos en casa se enamoren de los vegetales, ya lo verás! Licopeno, beta-caroteno, omega 9, proteína y fibra, que no tiene este plato tan completo y a la vez, tan rápido de hacer!

Pues dejo que me lo digas tú tras probarlo 😉

Empezamos? Vas a necesitar…

Ingredientes para 2 raciones de Espaguetis con Salsa Boloñesa Vegana

Para los espaguetis sin gluten

  • 1 paquete de espagueti bio sin gluten al gusto
  • agua filtrada
  • pizca de sal marina
  • chorrito de aceite de oliva virgen

Para la salsa boloñesa vegana

  • 1 taza de copos de soja texturizada bio
  • 1,5-2 tazas de agua caliente
  • 1 c.soperas de orégano seco
  • 1 cebolla de Figueres o morada
  • 1 tallo de apio sin hojas
  • 1 zanahoria
  • 1 c.sopera de tomillo en polvo
  • 1 c.café de pimienta negra
  • 1 diente de ajo negro pelado
  • 1,5 taza de tomate pelado (o puré de tomate)
  • 2 c.soperas de Tamari (salsa de soja sin gluten)
  • 1 c.postre de pimentón
  • topping: levadura nutricional

Elaboración

Para los espaguetis sin gluten

  1. Poner a hervir a pasta, suele ser poco tiempo (4-6 minutos-leer el dorso e indicaciones del paquete), ir vigilando y removiendo para que no se pegue la pasta.
  2. Pasados los minutos, colar y reservar.

Para la salsa Boloñesa Vegana

  1. En un bol, combinar los copos de soja texturizada, el agua y el orégano, remover bien y dejarlo reposar durante 20-30 minutos. Hasta que queden los copos bien hinchados y hayan absorbido casi toda el agua. Reservar.
  2. Trocear la cebolla, apio y zanahoria.
  3. En una sartén, y con un chorrito de aceite de oliva virgen, ir dorando primero la cebolla, y luego añadir apio y zanahoria junto con el tomillo hasta que se doren.
  4. Añadir luego la soja remojada, y remover hasta que se evapore el agua restante.
  5. Mientras tanto, batir los tomates con el ajo negro hasta que quede todo bien combinado.
  6. Añadir esta salsa de tomate en la sartén, una vez se haya evaporado totalmente el agua, y mezclar todo bien. Dejar que se espese todo durante unos pocos minutos.
  7. Apagar el fuego, y añadir el tamari y pimentón por encima, mezclar bien y reservar la salsa boloñesa vegana en un bol.

Montaje

  1. Saltear los espaguetis en la misma sartén para recalentarlos.
  2. Servir en un plato y verter salsa boloñesa vegana por encima al gusto
  3. Espolvorear un poquito de levadura nutricional por encima, y relamerse mas-ti-can-do.

Buon apetito 🙂

espaguetis con salsa boloñesa vegana




Soja texturizada, beneficios y usos

soja texturizada

La soja texturizada, conocida como la “carne picada” vegetal, se obtiene a partir de la harina de soja en la que se ha retirado todo su aceite bajo presión en frío, antes de ser cocinada en agua y ser finalmente secada. Se suele encontrar en formato de copos gruesos o más finos, y una vez rehidratados y cocidos, obtienen el aspecto parecido al de la carne picada.

Por esta misma razón, se convierte en un producto alimentario práctico a tener en la despensa, ya que al estar seca (al igual que la pasta por ejemplo), su conservación es de larga duración, a guardar preferiblemente en tarro de vidrio, y puede fácilmente resolvernos aquellos días en los que parece que no haya nada en la nevera! También resulta práctica por el hecho de tener un sabor bastante neutro, de esta manera casa y combina con un sinfín de verduras y salsas, obteniendo así versatilidad en la dieta.

Pero su mayor ventaja es a nivel nutricional, siendo rica en proteína vegetal y baja en hidratos ya que proviene de la soja, la legumbre que más proteína nos aporta, unos 35 gramos por cada 100 gramos. No obstante, por ser justamente soja, debemos consumirla siempre ecológica y libre de transgénicos, además de no abusar de ella, puesto que contiene antinutrientes que dificultan la absorción del yodo, hierro y zinc. De allí la recomendación de cocinarla siempre con algas, como la kombu o la wakame, una manera de reajustar el aporte de minerales.

Otro motivo por el cual debemos consumirla ocasionalmente es porque no deja de tratarse de un alimento procesado y que toda dieta equilibrada y saludable, debe ante todo constar de ingredientes y alimentos naturales, tal y como la naturaleza nos los ofrece.

Sin embargo, la soja texturizada resulta un alimento interesante y de gran ayuda, sobre todo en fases de transición, es decir, en aquellos momentos que queremos pasar de una dieta onmívora a vegana, o simplemente para los que desean eliminar el consumo de carne roja sin renunciar a platos normalmente elaborados con carne picada como la hamburguesa, por ejemplo. También es de gran ayuda a la hora de hacer más llevadera la dieta anti-cándidas, algo restrictiva y limitada, y que puede resultar frustrante. Con lo que todo ingrediente como la soja texturizada es de agradecer al aportar flexibilidad y placer en los casos en los que se requiere ser estrictos en la dieta, algo a tener muy en cuenta a la hora de buscar cualquier mejora, tanto física como emocional.

Existen varias maneras de consumirla y cocinarla. Empezando por los copos más finos, que pueden consumirse tal cual aportando lo crujiente al plato, pero que también pueden ser simplemente rehidratados en agua, o incluso mejor, en salsa de tomate con especias o caldo de verduras (aportando así más minerales y sabor) con o sin necesidad de cocción, según la textura deseada. Con los copos más gruesos, es preferible siempre cocerlos– cuanto más grueso el copo, más cantidad de líquido necesitará- y podemos luego marcarlos con un golpe de plancha para recuperar una textura algo más crujiente.

La soja texturizada sirve para elaborar boloñesas, lasañas, hamburguesas o incluso como toppings en cremas de verduras o ensaladas…

Una aliada protéica y versátil en la cocina vegana

soja texturizada

Artículo elaborado para BioEcoactual, Noviembre 2018.

Para leerlo en catalán, haz click aquí.




Cremoso de Boniato y Cacao

cremoso de boniato y cacao

Si quieres dulzor otoñal que aumente tu Felicidad , te presento este Cremoso de Boniato y Cacao, con poder pre y probiótico, una manera de hacer feliz a tu microbiota y paladar (y a toda la familia!)

Como? Aportando almidón-resistente a través del boniato cocinado, y posteriormente enfriado durante 24 horas, con el que su estructura y textura cambian, reduciendo así su carga glucémica mientras aumenta la de su fibra. El resultado es la obtención de una fibra aprovechable prebiótica, el alimento favorito de nuestra preciada y maravillosa microbiota, nuestro batallón intestinal!

Por otro lado, el hecho de aportar un fermentado, en este caso el yogur, aportamos también una fuente probiótica, sumando así más cantidad de “bacterias amigas” a nuestro batallón.

Este tiene el poder de modular no solo nuestra digestión, sino también nuestra salud inmunitaria y emocional♥. Con lo que retén que si tu microbiota está feliz, tú también lo serás! Mímala, y te estarás cuidando de una manera integrativa, aportando equilibrio y salud en todos los sentidos 🙂

A todo esto, sumamos las virtudes antioxidantes del cacao, rico en polifenoles, y pectina gracias a la compota.

Una receta fácil de hacer, y con la que vas a poder darle 2 usos diferentes según tu apetencia : como postre sirviéndola en una bonita y golosa copa, o como crema de cacao, a untar para acompañar tus deliciosas y crujientes tostadas.

Qué me dices? Cual va a ser tu versión favorita?

Si te parece, nos ponemos manos a la obra y luego me dices 😉

Ingredientes para 2 raciones de Cremoso de Boniato y Cacao

  • 2-3 c.soperas de agua de coco bio
  • 1 yogur de coco natural, sin azúcar, de 125 ml
  • 1 c.sopera de cacao en polvo
  • 2 c.soperas de compota de manzana bio
  • 1 c.sopera de sirope de coco o dátil
  • 1 c.postre de canela en polvo
  • 1 boniatos pelados, previamente cocido al horno y enfriado 24 horas en nevera
  • toppings: almendras o pistachos crudos troceados al gusto

Elaboración

  1. Verter todos los ingredientes, en el orden indicado, el vaso de la batidora y batir hasta conseguir la textura deseada (se puede añadir más agua de coco si se desea más líquida).
  2. Servir en una copa, y decorar con los toppings al gusto.

cremoso de boniato y cacao

Receta elaborada para la Jornada Innsoc de Lleida , Noviembre 2018.




Galette sin gluten de Cúrcuma con Verduras

galette sin gluten de curcuma con verduras

Esta Galette sin gluten de Cúrcuma con Verduras va a alegrarnos el otoño porque aporta colorido de poder antioxidante, función antiinflamatoria y porque está sencillamente deliciosa!

Fácil de preparar y de digerir, esta receta vegana es versátil porque acepta cualquier verdura que se tenga en casa, una manera de conseguir que todo el mundo coma verduras y variadas, la base de cualquier dieta saludable!

Con una base fundente, el ajo actúa como antibiótico natural, junto con el poder terapéutico de las especias y hierbas aromáticas.

Medicina vegetal al plato!

  • 4 Raciones
  • Dificultad: baja
  • Tiempo: 30 minutos de horneado + 20 minutos de preparación

Ingredientes para la Galette sin gluten de cúrcuma con verduras 

Para la masa

  • 1 taza de harina de almendra
  • 1 taza de harina de arroz glutinoso
  • 3 c.soperas de arruruz
  • 1 c.sopera de cúrcuma en polvo
  • pizca de pimienta negra
  • ¼ taza de aceite de oliva virgen bio
  • ½ taza de agua fría
  • 2 c.soperas de zumo de limón

Para el relleno

  • 100 ml de nata de trigo de sarraceno
  • 1 ajo crudo pelado y prensado (o troceado muy fino)
  • 1 c.postre de semillas de mostaza molidas
  • 1 c.sopera de tomillo en polvo
  • 1 c.postre de cebolla en polvo
  • 1 c.sopera de aceite de oliva virgen bio
  • 2 zanahorias pequeñas bio
  • 1 calabacín bio

Elaboración

Para la masa

  1. Pre-calentar el horno a 200 grados, y mientras tanto, colocar en un bol todos los ingredientes secos, y mezclarlos bien. Añadir el aceite y volver a mezclar bien, y añadir el agua de a poco, hasta conseguir una masa moldeable, amasándola con las manos.
  2. Formar una bola y colocarla en la nevera. Reservar.

Para el relleno

  1. Verter en un cuenco la nata de trigo sarraceno, el ajo crudo, y las especias y hierbas en polvo. Mezclar bien todo.
  2. Laminar las verduras, con cuchillo o mandolina, y reservar.

Montaje

  1. Sacar la masa de la nevera, y colocarla entre dos hojas de papel de horno.
  2. Ir estirándola de cada lado con la ayuda de un rodillo, hasta conseguir una masa lisa unos 3 mm de grosor. Se puede darle la forma deseada, redonda o rectangular, como guste.
  3. Retirar la hoja de papel de horno de arriba, y verter en la base del centro alisada de la masa, la nata aderezada (reserva 1 c.sopera para el final).
  4. Colocar luego, las láminas de las verduras al gusto, y finalmente echar un chorrito de aceite y el sobrante de la nata por encima.
  5. Llevar al horno, y dejar que se dore la galette unos 30 minutos a 180 grados.
  6. Servir caliente con hojas verdes refrescantes y germinados digestivos.

¡Alégrate la vista y el estómago!

galette sin gluten de cúrcuma con verduras 2

Receta elaborada para el periódico BioEcoactual, Noviembre 2018.

Para leerla en catalán, haz click aquí




Como Alcalinizar la dieta para toda la familia

como alcalinizar la dieta para toda la familia

Conversación “Como Alcalinizar la dieta para toda la familia” en directo con Alina Topala, sobre como potenciar el consumo de los vegetales repletos de beneficios alcalinizantes  y combinarlos entre sí, para cada miembro del hogar, incluyendo los más pequeños❤️

Salud y Felicidad día a día!

♥ Suscríbete a mi canal: https://www.youtube.com/channel/UCoameC1Fv7H3FxnI1ZwHx3g

Y sígueme en
♥ Facebook: https://www.facebook.com/marevagilliozdietista
♥ Instagram: https://www.instagram.com/marevagilliozdietista




Crema de Kale y Shiitake

crema de kale y shiitake

1 de Noviembre, día festivo en el que espero hayáis podido descansar y repararos, y en el os va a poder acompañar a la noche,  esta deliciosa Crema de Kale y Shiitake, diseñada especialmente para reforzar defensas y reconfortaros♥

Y es que un día llueve, y al siguiente sale el sol (porque al final, siempre sale, no lo olvidemos nunca!), y el sistema inmunitario se agota y necesita que le demos un buen empujoncito 😉

De alto poder alcalino, las hojas verdes de kale aportan minerales y clorofila, que además al estar acompañadas del poderoso zumo de limón, nos ayudará a asimilar aún mejor su hierro vegetal, aportando riqueza en vitamina C.

El aguacate viene a aportar grasa omega 3 y función antioxidante gracias a su aporte de vitamina E, además de sustituir cremas o natas vegetales a la hora de sumar cremosidad al plato.

Y todo esta maravilla, acaba por fundirse con el poder digestivo del jengibre, tomillo y romero, además de aportar un sabor inigualable!

Fácil, rápida, sabrosa y terapéutica, todo en su justo equilibrio, como cada uno de vuestros templos, se merece 🙂

A disfrutar de cada cucharada mientras os reparáis y cuidáis!

Vamos al lío…

Ingredientes para 4 bols de Crema de Kale y Shiitake

  • 1 puerro troceado (conservar la cabeza con sus raíces)
  • 1 c.sopera de aceite de oliva virgen
  • 6 tallos de kale con sus hojas, previamente lavadas
  • 1,5 taza de setas shiitake (9-10)-reservar 2 para el final
  • 1 litro de caldo vegetal bio
  • 1 dedal de jengibre
  • zumo de ½ limón
  • 1,5 aguacate maduro
  • 1 c.sopera de tomillo seco
  • 1 c.sopera de romero seco
  • toppings: levadura nutricional, setas y raíces del puerro salteadas  y semillas al gusto

Elaboración

  1. Echar el aceite en el fondo de la olla y saltear el puerro troceado hasta que quede dorado.
  2. Añadir las setas hasta que se doren y echar luego el caldo vegetal.
  3. Una vez rompa a hervir el caldo, añadir la kale, hierbas y jengibre y dejar que se cuezan durante 10 minutos.
  4. Saltear mientras tanto, en una sartén, la cabeza del puerro (queremos dorar y cortar luego sus raíces) y unas 2 setas shiitake hasta que queden doradas.
  5. Verter en la batidora el caldo y verduras, y batir hasta que quede todo bien mezclado.
  6. Incorporar el limón y el aguacate, y volver a batir.
  7. Servir la crema en un bol, añadir los toppings al gusto.

Cucharadas de Felicidad Alcalina 

crema de kale y shiitake




Cocina Tu Autoestima

cocina tu autoestima

Conversación “Cocina tu Autoestima” en directo con Marta García psicoterapeuta, sobre la relación entre el apego a alimentos, las emociones y la dieta, y como a través del auto-cuidado en la cocina trabajamos y aumentamos también la propia autoestima ❤️

Salud y Felicidad día a día!

♥ Suscríbete a mi canal: https://www.youtube.com/channel/UCoameC1Fv7H3FxnI1ZwHx3g

Y sígueme en
♥ Facebook: https://www.facebook.com/marevagilliozdietista
♥ Instagram: https://www.instagram.com/marevagilliozdietista